SOY PUBLICIDAD
Click Here
SOY PUBLICIDAD
Click Here
Previous
Next

El Valle pasó otra vez a alerta naranja por el incremento de casos de COVID-19

Compartir
Facebook
Google+
Twitter
LinkedIn
Las autoridades de salud del Valle del Cauca reportaron un crecimiento en la curva de contagios de Coronavirus en las dos últimas semanas, con un promedio de 2.000 casos adicionales a los proyectados por semana en el departamento, razón por la cual decidieron elevar a naranja el nivel de alerta por el COVID-19.

“Pasamos de la alerta amarilla, donde estábamos tranquilos ya que había bajado, a la alerta naranja que implica un seguimiento estrecho a las UCI y la cancelación de las cirugías programadas”, dijo María Cristina Lesmes, secretaria Departamental de Salud.

A su vez, explicó la funcionaria, “tenemos una ocupación de camas UCI que está superando el 65%, no nos podemos exponer a tenerlas ocupadas con otras patologías, tenemos que liberarlas para atender las personas que con COVID requieren la atención y eso significa la suspensión de todas las cirugías programadas.

El incremento de las dos últimas semanas de noviembre nos obliga a proteger la vida de las personas que requieran las unidades”.

De acuerdo con la médica Lesmes los incrementos se han registrado principalmente en Palmira, Buga, Tuluá, Jamundí, Cartago y Yumbo.

“Ya somos el 20% de los casos en el departamento (otros municipios fuera de Cali) y es indispensable las medidas de responsabilidad que, como el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, se tomaron.

La Gobernadora también nos va a facilitar este camino con un decreto departamental, pero cada alcalde es responsable de lo que ocurra en su municipio, instamos a los alcaldes a acompañarnos en estas medidas”, recalcó Lesmes.

En concordancia con la decisión en las últimas horas de la gobernadora Clara Luz Roldán quien, en consenso con los alcaldes, expedirá un decreto en el que se prohíben las fiestas y reuniones con más de 50 personas, e insta a los ciudadanos a celebrar en casa y guardando las medidas de autocuidado, el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, anunció que queda prohibido cualquier tipo de encuentro ciudadano sea de empresa pública o privada en diciembre, fiestas de trabajadores, fiestas sindicales, novenas multitudinarias, el alumbrado ubicado en único territorio, conciertos y fiestas presenciales para la temporada de la Feria de Cali.

Comparte esta noticia a través de tus redes sociales.
Facebook
Google+
Twitter
LinkedIn