Tras recibir facturas de cobro de acueducto y alcantarillado con alzas de hasta el 150%, los manifestantes se agolparon ante la Alcaldía Municipal para exigir revisión de sus estratos.

Planeación se comprometió a revisar la posibilidad de suspender el acto que modificó la estratificación.

Los habitantes de los barrios La Paz, San Francisco y El Paraíso, al extremo norte de la ciudad, volvieron a protestar por el elevado costo de los servicios públicos reflejado en el recibo del acueducto y alcantarillado que les llegó esta semana.

Los manifestantes se agolparon en la mañana del miércoles frente a las instalaciones de la Alcaldía Municipal por la calle 25 y, mientras algunos gritaban consignas contra el desmesurado incremento, otros quemaron varios recibos como símbolo del inconformismo que les asiste.
Para Darío He-nao, residente en el bariro El Paraíso, no es justo que mientras el mes pasado el recibo de agua le llegó por $ 45.842, el del nuevo corte tiene una tarifa de $ 122.400, lo que significa casi el 150% de incremento.
Un caso más dramático es el que vive Doris Torres, quien pasó de pagar $23.000 a $103.000 mientras que Luis Fernando Arias de La Paz, quien pagaba $45.000, quedó cancelando $97.000.

La situación en los tres sectores es la consecuencia de la firma de un acuerdo de la actual Administración Municipal que autoriza el cambio de estratificación, lo que generó que en más de 30 barrios de la ciudad, en donde muchas viviendas que eran estratos uno y dos pasaran a tres, cuatro y hasta cinco.
Los manifestantes también se pronunciaron en torno a la no existencia de calles pavimentadas en los tres sectores ni servicios de alcantarillado que son factores que se deben tener en cuenta para subir el estrato.
Hacia el mediodía, delegados de los tres sectores se reunieron con el alcalde encargado, Willington Rodríguez; el personero municipal, Rubén Darío Be-nítez, y funcionarios de Planeación, estableciéndose que se revisará la posibilidad de suspender el acto administrativo que modificó la estratificación de las viviendas, cuyos moradores protagonizaron la manifestación.

Esta medida operará mientras el Departamento Administrativo de Planeación Municipal desarrolla una valoración mediante un muestreo de viviendas de la urbanización La Paz, con la participación de la comunidad que lo habita.
En cuanto a El Paraíso, San Francisco y Agua-clara, se determinó la convocatoria de una mesa técnica a fin de adoptar el procedimiento más adecuado para la rectificación y validación de la estratificación de las comunidades afectadas.
Según el director de Planeación Municipal, Julio César Arias Gu-tiérrez, permanece desde mediados de esta semana en Bogotá haciendo consultas con funcionarios del Dane, a quienes les entregarán una serie de encuestas realizadas en esos sectores y así determinar si se procede a restablecer el estrato que les corresponde.